Avión sospechoso de terrorismo aterrizó en Venezuela con cargamento desconocido

venezuela headline news

La aeronave ha sido noticia en el pasado por el contrabando de armas a Siria para el grupo terrorista Hezbolá (Twitter)

Un sospechoso avión de carga iraní aterrizó en Caracas con fines desconocidos. Se trata del Boeing 747-281F de la empresa Fars Air Qeshm, una aeronave que ha sido vinculada a actividades criminales con anterioridad.

De hecho, en 2018 el avión salió del Aeropuerto Internacional de Damasco, solo media hora antes de que se difundieran informes acerca de ataques aéreos en Siria.

La aeronave ya ha sido sancionada por Estados Unidos -e incluida en su lista negra- por servir al régimen iraní para transportar armas para milicianos en Siria. Ello incluye a miembros del grupo terrorista libanés Hezboláh hoy presente en Venezuela.

Un trayecto particular

Según informan varios sitios web de rastreo de vuelos, el avión partió el lunes de Teherán, Irán, e hizo escala en Túnez y en Cabo Verde, antes de llegar a Venezuela este martes alrededor de las 4:00 pm, hora de Caracas.

Cabo Verde es, justamente, la nación africana donde se encuentra detenido Álex Saab, testaferro de Nicolás Maduro y principal vínculo de los negocios lícitos e ilícitos entre la tiranía e Irán.

La carga misteriosa

De acuerdo con el diputado venezolano en el exilio, José Manuel Olivares, tras el arribo de la aeronave varias personas descargaron cajas de su interior para trasladarlas “directamente a contenedores altamente escoltados”.

Esta es una situación que pone en alerta al mundo, sobre todo luego de conocerse que el régimen de Nicolás Maduro estaría negociando la compra de misiles iraníes.

El embargo de las Naciones Unidas sobre la compra y venta de armas convencionales por parte de Irán expiró la semana pasada. Mientras que el ministro de Defensa iraní celebró la medida, un alto funcionario del Gobierno estadounidense advirtió que de llegar misiles a manos del régimen venezolano «serán eliminados». «Haremos todo lo posible para detener los envíos de misiles de largo alcance, y si de alguna manera llegan a Venezuela serán eliminados allí», dijo a Fox News.

La aerolínea Fars Air Qeshm

El Departamento del Tesoro de Estados Unidos señaló que la empresa está controlada por la aerolínea privada Mahan Air, y que Irán “aprovecha a Mahan Air y su sector de aviación comercial para transportar a las personas y las armas necesarias» para realizar ataques terroristas en Medio Oriente.

“Fars Air Qeshm, que originalmente operó como aerolínea comercial entre 2006 y 2013, reinició sus operaciones en 2017, y su flota de dos aviones B747 ha operado vuelos regulares a Damasco entregando cargamentos, incluyendo embarques de armas en nombre de la Guardia Revolucionaria de Irán”, explicó el comunicado referente a las sanciones.

Y ahora, al conocerse el sospechoso aterrizaje en Venezuela, el director general del Organismo Internacional de Energía Atómica confirmó la construcción de una instalación nuclear subterránea en Irán y la acumulación de grandes cantidades de uranio.

Las declaraciones de Joseph Humire, especialista en seguridad internacional

De acuerdo con Joseph Humire, especialista en seguridad internacional, el régimen iraní buscará legitimar su negocio de armas, mientras mantiene sus actividades ilícitas y encabeza provocaciones contra Estados Unidos.

Teniendo presente el reciente levantamiento del embargo, el especialista considera que Irán está jugando en una especie de tablero de ajedrez y que «va a buscar provocar con una potencial transferencia de armas a Maduro. Buscará poner a la comunidad internacional en contra de Estados Unidos».

En relación a un pasado envío de combustible a Venezuela, Humire cree que consistió en «una prueba antes del envío de armas y EEUU demostró que hay formas para neutralizar ese tipo de envíos. EE.UU. tiene que prepararse para este momento, la Casa Blanca tiene que tener claros los escenarios y trabajar una narrativa que explique las intenciones de Irán», sentenció.

Joseph Humire explicó que por más de 35 años, Irán ha construido el potencial para tener presencia militar en la región y que en los últimos 15 años Chávez y Maduro le han dado esa capacidad. Como ejemplo, señaló que «Irán tiene una industria de autos en Venezuela y a simple vista es un negocio legítimo, pero cuando hace los envíos de autopartes, puede ocultar otro material como explosivos, minerales o materia prima para armas». En efecto, comentó que «Irán ha construido una infraestructura de doble uso, construye empresas como fachada, que a primera vista son legítimas pero detrás de eso hay usos encubiertos».

Joseph Humire recordó también que las Guardias Revolucionarias de Irán, la rama de fuerzas especiales del país persa, está presente en Venezuela desde hace aproximadamente 15 años; pero cree que no es casual que ahora esto se ponga de manifiesto de una manera tan pública.

This post was originally posted on PanAm Post – View Original Article

Please follow and like us:

About the Author

admin
Have lived and invested in Venezuela full time for the last eight years and visited for each of twelve years prior to that. Studied and closely followed developments in Venezuela since 1996.